Un hombre llamado Alexander, de 28 años, solicitó el servicio de una trabajadora sexual, presuntamente originaria de Kenia, de 24 años, que llegó a su residencia para complacer sus deseos. Sin embargo, el joven dijo no sentirse satisfecho con sus habilidades y le exigió la devolución de la mitad de lo que le había pagado.

La discusión por el dinero se tornó violenta cuando la mujer sacó de su bolso todo el dinero que Alexander le dio y se lo arrojó a la cara. Él la empujó y ella cayó por una ventana a 25 pies de altura. La víctima asegura que el hombre la tiró, mientras que él indica que solo la empujó por el pecho y que la caída fue un simple accidente.

Tras lo sucedido, la mujer fue trasladada de inmediato al hospital más cercano de Kaluga, Rusia, donde aseguraron que su vida no corría peligro pero que tenía fractura en la pierna derecha y fractura de compresión vertebral, por lo que debía mantener en cuidado y reposo.

Alexander es acusado de intento de asesinato, se mantiene bajo custodia y se prepara para conocer el veredicto del juez. De ser declarado culpable tendría que pagar una pena de al menos 15 años de prisión, según DailyStar.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com