Black Panther

El rodaje de Black Panther: Wakanda Forever no deja de sufrir contratiempos y se retrasa hasta enero de 2022. En esta ocasión, el motivo ha sido un accidente de Letitia Weight que le ha dejado unas secuelas más graves de las que esperaban.

El primer contratiempo de la secuela de Black Phanter fue la repentina muerte de Chadwick Boseman, el protagonista. El cáncer de colon se le llevó a los 43 años y dejó huérfana a la saga de Marvel.

Ante la desgarradora noticia, la película tuvo que cambiar por completo su argumento. Los directores tomaron una apresurada decisión y optaron por darle un mayor protagonismo a Shuri, hermana de T’Challa en la ficción, papel que interpreta Letitia Weight.

Sin embargo, el pasado mes de agosto, la actriz sufrió un accidente mientras rodaba una de las escenas. Weight se trasladó a Londres donde fue tratada y el rodaje continuó con las secuencias en las que no era necesaria su presencia.

Pese a que inicialmente las heridas parecían leves, la actriz ha sufrido una fractura crítica en el hombro y una contusión con efectos severos. Ante el parte médico, el rodaje se tendrá que paralizar al menos durante dos meses porque “¡Solo podemos rodar hasta cierto punto sin Shuri!”.

“Sabemos lo mucho que ama este papel, lo duro que ha sido para ella estar alejada, y lo mucho que está trabajando para recuperarse lo más rápido que pueda. Esperamos su regreso y sabemos que todos volveremos más fuertes juntos”, ha asegurado el director, Ryan Coogler.

Estaba previsto que Black Panther: Wakanda Forever se estrenara el 11 de noviembre de 2022, pero los numerosos contratiempos hacen cada vez más difícil mantener la fecha de estreno. De momento, solo queda esperar a la recuperación de la nueva protagonista.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com