selfiePhoto by Cristina Zaragoza on Unsplash

Una mujer de 33 años de origen belga cae de 100 pies de altura desde un barranco por tomar una selfie, provocando su muerte durante un viaje con su esposo.

Zoe Snoeks resbaló hacía un precipicio el pasado martes cerca del pueblo de Nadrin en la provincia de Luxemburgo. Terminó en el río Outher, reportó Newsflash.

Para recuperar el cuerpo se necesitó al equipo de rescate de la policía, bomberos, buzos y miembros de el grupo de rescate de Milieu Perilleux.

Joeri Janssen, esposo de la fallecida desde 2012, dijo que habían llegado el pasado domingo al sitio en su furgoneta.

Mencionó que desde la pandemia, realizaban viajes a través de Europa en su van y tomaban fotos hermosas. La pareja viajaba con sus perros Ivy y Joy, tenían planeado regresar a casa, en Limburg, el día de la tragedia.

El esposo comentó que se habían levantado temprano para tomar fotos de Herou, una roca de 4,600 pies de altura que yace casi verticalmente detrás del río Ourthe. Siempre hay brisa en el lugar, es increíble para fotografiar y llegaron antes de las 9 de la mañana, añadió Janssen.

El dejó a su esposa tomando fotos en la orilla del barranco cuando ella le pidió ir a revisar a los perros. Según narra el esposo, fue a revisar a los perros y cuando regresó Zoe ya no estaba ahí, se había desvanecido, debió haber sucedido en menos de 5 segundos, afirma.

Asegura no haber visto ni escuchado nada, ni gritos ni ruidos. Volteo y sólo pudo ver polvo. Explica que le habló aún sabiendo que no había esperanzas. De inmediaro llamó a los servicios de emergencia, pero casi no tenía recepción telefónica. Dijo que casi no le entendían, a pesar de que hablaba un poco de francés. Se apresuró al lugar más cercano, el Hotel Le Belvedere para buscar ayuda.

El equipo de rescate no encontró a Zoe de inmediato, después le comunicaron que desafortunadamente Zoe había sido encontrada muerta, en francés, pero que lo entendió de inmediato, dijo Joeri.

Tomar fotos era la pasión de Zoe. El esposo inmediatamente desbloqueo su teléfono y observó las fotos que ella había tomado en la orilla del acantilado. Esa fue su última selfie, agrego tristemente Joeri.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com