Covid-19 vacunas

El Lewis County General Hospital de Nueva York ha anunciado que cerrará temporalmente su sala de maternidad a partir del 24 de septiembre. ¿La razón? Demasiados empleados abandonaron el trabajo tras la introducción de la obligatoriedad de la vacunación el personal sanitario.


Según el periódico británico The Guardian, la unidad de maternidad del Hospital Lewis tenía poco personal desde hacía tiempo. Como consecuencia, la dimisión de seis personas del servicio de partería precipitó la situación. Además, otros siete empleados no han decidido aún si cumplir con el requisito de vacunación o dimitir.


Con estas cifras, “no podemos prestar el servicio con seguridad“, admitió Gerald Cayer, director general del Lewis County Health System. “Los servicios sanitarios esenciales están en peligro”.


Como también escribe The Guardian, el problema no se limita a un sólo departamento. Por el contrario, en todo el Hospital Lewis hay 165 empleados que aún no han sido vacunados. Tienen hasta el 27 de septiembre para vacunarse, de lo contrario se sumarán a los 30 que ya han renunciado.


Nueva York fue una de las primeras ciudades estadounidenses en decidir la vacunación obligatoria. Sin embargo, fuera de Estados Unidos, otros estados la introdujeron hace unos meses. En Europa, por ejemplo, el primer país en imponer la vacuna al personal sanitario fue Italia, en abril. Luego, en julio, Francia tomó la misma decisión. Además, con la vuelta al colegio en las próximas semanas, muchos países se están planteando ampliar la obligatoriedad de la vacunación.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com