El mango es una de las frutas favoritas de latinoamerica y el mundo. En muchas regiones se consume incluso cuando todavía no están lo suficentemente maduros y su sabor no llega a ser tan dulce. Se conoce que hay varios tipos de mangos, pero hay uno que resalta en especial y es conocido en Japón como “huevo del sol”.

Rani y Sankalp Parihar, oriundos de Jabalpur, en la provincia central de Madhya Pradesh en la India, nunca imaginaron todo lo que iba a venir después de haber plantado en su jardín dos matas de mango. Se las habían comprado a un hombre en un viaje en tren y todo parecía normal. Sin embargo, cuando la planta empezó a crecer notaron que no era igual a las demás. A pesar de que vieron algo raro en ello decidieron no cortarlo y dejar que siguiera creciendo.

Tiempo después cuando la planta echó sus frutos se dieron cuenta de que su mango era inusual. Luego de investigar se dieron cuenta que estaban frente a una especie japonesa conocida como Miyazaki: un regalo de lujo en el país asiático, donde cada mango puede costar un promedio de 50 dólares.

La pulpa es como una gelatina, el color es impresionante, e incluso se puede comer la piel”, contó Parihar. La noticia llegó a oídos de varios ladrones que decidieron irrumpir en el jardín para llevarse al menos 15 “huevos del sol”, por lo que pareja decidió contratar seguridad privada, 4 hombres y 6 perros cuidan sus tierras de cualquier intruso.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com