Como cada 13 de abril se celebra el Día Internacional del Beso y el mundo entero se viste de fiesta. Los besos empiezan a aparecer en todas sus especies: volados, robados, cortos, largos, de amor y de cariño. La pregunta es si realmente se conoce la importancia de esta muestra de afecto.

Más allá de ser un gesto que acerca de manera íntima a las personas, los besos traen múltiples beneficios al estado mental y físico de cada uno. Aquí cuentan algunos de los más importantes:

Reduce la presión arterial: Según Andrea Demirjian, autora del libro «Besos», Un beso lleno de pasión aumenta el ritmo cardíaco y en consecuencia se incrementa la circulación de la sangre, disminuyendo de esta forma la presión arterial y causando un estado de bienestar.

Fortalece el sistema inmune: Cuando hay besos en los que se intercambian saliva, también se intercambian gérmenes ¿Cómo puede ser bueno? al estar en contacto con gérmenes extraños al organismo, el sistema inmune se refuerza para defenderse, acostumbrándose a crear una barrera de protección frente a enfermedades.

Reduce el dolor: ¿Un beso como analgésico? Los besos producen sustancias como las endorfinas, que están estrechamente relacionadas con el placer y la felicidad, por lo que un beso podría servir como el mejor calmante ante algunas dolencias físicas y emocionales.

Quema calorías: Los expertos indican que en las dietas hay que incluir un plato de besos. Depende de lo apasionado que sea el beso, se podrían quemar entre 2 y 26 calorías por minuto, lo mismo que se produciría al hacer una caminata enérgica.

DATO CURIOSO: El Día Internacional del beso se celebra cada 13 de abril, porque en esta fecha, una pareja tailandesa se dio el beso más largo del mundo que duró 58 horas. Su récord anterior era de 46 horas.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com