Con la crisis climática a la vuelta de la esquina las iniciativas para crear consciencia se han incrementado de manera casi espontanea. Ya se había oído hablar de las campañas que consisten en pegarse a los cuadros/pinturas famosas en diversos museos del mundo. En Italia, el grupo Ultima Generazione lo ha hecho un par de veces durante el verano e incluso a extendido su actividades llevándolas a las carreteras donde se han puesto arriesgando sus vida tratando de llamar la atención de las cámaras para salvar el planeta.

Esta vez, el hecho ‘delictivo’ aunque podríamos también llamar consciente, empático, responsable y hasta heroico, se llevó a cabo en el conocido National Gallery de Londres en donde dos activistas de Just Stop Oil arrojaron una sopa de tomate a la obra de Van Gogh ‘Los Girosales’ para después pegarse a la pared.

La acción ciertamente llegó a los diarios internacionales, pero ¿y que tal se dice del mensaje? Los dos activistas, ambos menores de edad, se dirigieron a los varios fotógrafos que se encontraban en la escena posteando la pregunta de ¿Qué vale más una pintura o la vida? ¿El arte vale más que la comida? ¿Vale más que la justicia?  ¡están más preocupados por la protección de un pintura o con la protección de nuestro planeta? El costo de los gasto de vida es parte del costo del precio del petróleo? El combustible es difícilmente accesible para millones de frías y hambrientas familias, ni siquiera pueden costearse una lata de sopa.

Esta no es la primera vez que activistas de este grupo se pegan a pinturas en la National Gallery, haciendo también una manifestación en contra del uso y extracción del petróleo. El anterior incidente tuvo lugar el 4 de julio de este año y llegó hasta la portada del diario inglés The Guardian ¿Pero quienes son estas personas? ¿Por qué hablan de petróleo?

Just Stop Oil

Just Stop Oil es una coalición de grupos activistas ambientalistas conceder en el Reino Unido que pretende asegurarse que el gobierno de ese país se comprometa a terminar de otorgar nuevas licencias y concesiones para la producción de combustibles fósiles.

Demandan que el gobierno inglés haga una declaración que inmediatamente detenga las futuras licencian y concesiones para la exploración, desarrollo y producciones de combustibles fósiles en el Reino unido.

«La evidencia científica es inequívoca: el cambio climático es una amenaza para el bienestar humano y la salud del planeta. Cualquier retraso adicional en la acción global concertada perderá una ventana breve y que se cierra rápidamente para asegurar un futuro habitable», es el mensaje que se lee en su página web oficial.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com