Ayer martes, el presidente francés Emmanuel Macron dejó entrever en una entrevista que quería fastidiar a los no vacunados hasta que se vacunaran. Su lenguaje informal en este contexto provocó fuertes críticas en el campo de la oposición francesa.

¿Cómo surgió esta expresión informal de Macron?

En una entrevista con el diario Le Parisien publicada ayer, Emmanuel Macron se desahoga ante el elevado número de personas no vacunadas en Francia. «Los no vacunados, realmente quiero joderlos. Y así, vamos a seguir haciéndolo, hasta el final. Esa es la estrategia».

Utilizó la palabra francesa «emmerder», que es extremadamente informal y puede traducirse como «joder» o «fastidiar».

Esta expresión fue muy criticada por la oposición y por casi todos los campos políticos. La sesión parlamentaria en la que se discutía la ley de emergencia que aprobaba la tarjeta de vacunación se interrumpió entonces.

A cuatro meses de las elecciones presidenciales en Francia, esto supone un inmenso revés para el gobierno en funciones. Macron aún no ha confirmado oficialmente su candidatura, pero su campaña electoral ya se prepara en segundo plano.

¿Qué quiere decir el presidente de Francia con su declaración?

El presidente francés confía en la vacunación para combatir la pandemia.

En concreto, el gobierno francés quiere endurecer las normas de participación en la vida social para los no vacunados. Hasta ahora, existía un pasaporte sanitario que permitía a las personas con pruebas de PCR negativas o que habían sido vacunadas entrar en los establecimientos de restauración y en otros lugares públicos como los teatros. Ahora se pretende convertir la tarjeta sanitaria en una tarjeta de vacunación, lo que impediría a la parte no vacunada de la población participar en muchos eventos y actividades sociales.

Macron justificó la decisión de esta dura medida diciendo que esto podría evitar una obligación de vacunación oficial.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com