El Grupo de Espeleología Akelar Espeleologi Taldea, informó al instituto armado de que habían encontrado cartuchos de explosivos, cuando realizaban una expedición por una cueva-mina en la localidad de Goizueta (Navarra).

A partir de este momento, los GEDEX (Grupo de Especialistas en Desactivación de Explosivos y Defensa), de la Guardia Civil de Navarra, se hizo cargo de la situación, activando el protocolo y desplazándose hasta el lugar.

La complicada topografía y relieve del terreno hizo que el GEDEX pidiera ayuda al GREIM (Grupo de Rescate e Intervención en Montaña) de la Guardia Civil). La mina se encontraba en una zona con vegetación densa y una fuerte pendiente para acceder hasta la boca-acceso de la misma. Estos ayudaron a los GEDEX a acceder a la mina con casi un kilometro de descenso hasta el lugar donde se encontraban los cartuchos.

Los especialistas comprobaron que en el interior de la mina se habían realizado voladuras y tras un reconocimiento exhaustivo del terreno. Además los cartuchos tenían amonita, un tipo de explosivo usado en voladuras de rocas.

Una vez retirado el material, fue trasladado a un lugar seguro hasta que la Autoridad competente dio la orden para destruirlo. La carga explosiva tenía 49 cartuchos, pesaba 5 kilogramos.

La Guardia Civil aconseja como actuar

La Guardia Civil recuerda que no está permitida ni la posesión, ni la compraventa, ni el coleccionismo de artefactos explosivos. Aunque puedan parecer inofensivos debido a su antigüedad pueden contener en su interior material explosivo.

Por ello, en caso de conocer la existencia de algún objeto de este tipo, no se debe manipular en ningún momento. Hay que mantener siempre una distancia de seguridad evitando que nadie se acerque o manipule. Por ultimo hay que avisar inmediatamente al teléfono de emergencias 062 de la Guardia Civil o a través de la aplicación gratuita para móvil ALERTCOPS.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com