Italianos salieron a ejecer su derecho a voto pese a ciertos contratiempos

Italianos salieron a ejecer su derecho a voto pese a ciertos contratiempos
Comparte este articulo

Más de 46 millones de italianos con derecho a voto, comenzaron a acudir a los centros electorales desde las siete de la mañana y podrán hacerlo hasta las once de la noche para elegir a los 630 diputados del Parlamento.

Los ciudadanos de más de 25 años, también podrán escoger a los 315 senadores de la Cámara Alta italiana. Los primeros sondeos a pie de urna se conocerán cuando cierren los colegios pero no será hasta la madrugada cuando comenzarán a salir los primeros resultados oficiales.

Entre los reportes oficiales, se habla de una la jornada que ha transcurrido con normalidad, pero con ciertos contratiempos, tal es el caso de Silvio Berlusconi, el líder de Forza, Italia quien fue interrumpido en su votación en Milán cuando una activista de Femen se subió a la mesa electoral con el torso desnudo y le gritó: Berlusconi, tu tiempo se ha acabado”, antes de que la policía se llevara a la mujer fuera del recinto.

Incluso en la ciudad siciliana, se produjo el primer fallo electoral por la impresión de unas 200.000 papeletas con errores, ya que bien temprano iniciando la jornada se descubrió que algunos nombres de los candidatos no eran los correctos y la delegación del Gobierno decidió reimprimirlas, lo que trajo como consecuencia retrasos y varias colas. “En el día más importante de la democracia, el de las elecciones, hay retrasos y errores inaceptables, espero que esto no desanime a los ciudadanos a participar”, criticó Pietro Grasso, el presidente del Senado, que se presenta como candidato en una de las circunscripciones uninominales de Palermo.

En Roma también se presentaron ciertos inconvientes en un colegio de la capital, donde un ciudadano avisó de que los nombres de los candidatos al Senado eran incorrectos, por lo que quedó la votación suspendida temporalmente hasta que llegaron las papeletas correctas. “Hemos de votar en masa para que las cosas mejoren en Italia. Estamos en condiciones inhumanas”, dice Mario en un colegio cercano al Vaticano. Aquí ha habido colas desde primera hora de la mañana pese a la complicación del nuevo sistema para votar. Hay tres papeletas distintas de un gran tamaño con diferentes nombres que marcar con una cruz. Los más mayores lo ven difícil. “En Italia nos gusta complicarlo todo, somos así”, afirma una votante de 74 años.

Italia debate hoy entre el nuevo populismo del Movimiento 5 Estrellas (M5E), que ha sabido canalizar el enfado por la inestabilidad de la política o el paro juvenil, la coalición de derechas liderada por Silvio Berlusconi es quien está mejor posicionada para alcanzar una mayoría gracias al empuje de la Liga de Matteo Salvini, con un pronunciado discurso contra la inmigración en los últimos sondeos.

Todo puede cambiar con el 30% de indecisos que pueden darle un giro a la balanza. Ya en horas del mediodía la participación era de 19,4%., superior a la del 2013.

El primer ministro en funciones, Paolo Gentiloni,  votó en su colegio electoral de Roma. El secretario del Partido Demócrata (PD), Matteo Renzi, acudió al colegio del centro de Florencia. Por su parte, Sergio Mattarella, presidente de la República,  fue uno de los electores que votó más temprano en Palermo.


Comparte este articulo

Leave a Reply

Your email address will not be published.