El Real Madrid dice adiós a la Liga

Comparte este articulo

El conjunto madrileño ha tirado las opciones que tenían de ganar el campeonato doméstico después de empatar 1-1 en Zorrilla ante el Valladolid.

El conjunto de Carlo Ancelotti salió frío al partido, sin intensidad, como si no se jugaran nada. Más frío y más complicado se iba a poner cuando a los 8 minutos, Cristiano Ronaldo pidió el cambio por problemas físicos. Tras el encuentro el propio entrenador italiano de los blancos confirmó que le harán pruebas en los próximos días pero que se retiró sobre todo por precaución, ya que sintió algo que no le gustó en un sprint. El Real Madrid se sobrepuso a la ausencia de su estrella y a la buena salida vallisoletana, y a los 15 minutos comenzó a mandar en el encuentro. Fruto de ese dominio llegó una falta en la frontal que Sergio Ramos, totalmente enrachado en los últimos partidos, se encargó de transformar y así adelantar a los suyos. El de Camas se lo dedicó a su recién nacido hijo, Sergio, y se marchó al banquillo a abrazar a CR7 para darle ánimos. A partir de ese momento, la superioridad visitante fue total pero sin materializar ese segundo gol que les asegurara la victoria.
Tras la reanudación el encuentro siguió el mismo guión con el Real Madrid buscando el segundo pero sin arriesgar manteniendo la posesión. Los cambios de Jim mejoraron notablemente a su equipo que a falta de 20 minutos se fue para arriba en busca de ese punto que le pueda valer la permanencia al final de la liga. Los blancos se echaron incompresiblemente atrás, y al final sucedió lo que suele pasar en estos casos, que el Valladolid logró el tanto del empate por medio de Osorio a la salida de un córner a falta de 5 minutos para el final. No hubo tiempo para la reacción de los blancos y ahora la liga está en manos del Barcelona y del Atlético que dependen de sí mismos para ser campeones.


Comparte este articulo