Brasil, Mundiales de fuego

Comparte este articulo

El Mundial 2014 está a las puertas, mientras las selecciones nacionales de fútbol se preaparan para el evento, Brasil continua a manifestarse contra los costes que supondrá el evento para un país en el que ala pobreza afecta a una buena parte de la población. Desde que se hiciera pública la noticia el pasado año, no han dejado de producirse altercados y manifestaciones por parte de unos ciudadanos a los que el Mundial podría salirles mucho más caro del previsto.

Ha sido la ciudad de San Paolo, la protagonista de los enfrentamiento que terminaba con el arresto de 54 personas.  Más de 400 personas se reunieron  en Rio de Janeiro, segunda ciudad de Brasil por importancia, delante del ayuntamiento y la policía tuvo que intervenir para impedir que se continuaran lanzando objetos a los autobuses que en ese momento pasaban por la zona. Si esta era la situación hace unos días, lejos de pacificarse, la ciudad de Rio sigue envuelta en una atmósfera de tensión. Los habitantes de las favelas Pavao-Pavaozinho en el barrio de Copacabana, como consecuencia de la muerte de uno de sus convecinos, se lanzaron contra la policía. Hasta el momento las autoridades han confirmado el fallecimiento de un hombre de 30 años, que todavía no ha sido identificado, de un balazo en la cabeza. Según los medios de comunicación locales un niño de 12 años, que se vio inmerso en el fuego cruzado por casualidad.

   Los primeros incidentes tuvieron lugar después de que parte de la población saliera a la calle para manifestarse contra la muerte de Douglas Rafael da Silva Pereira, conocido como DG, bailarín de un famoso programa de televisión. Amigos del joven aseguran que fue la policía quien acabó con su vida ha causa de una paliza. En el curso de la protesta, los residentes los residentes de la zona han formado fuegos y creado barricadas, bloqueando el tráfico automobilístico. Las fuerzas del orden ha lanzado gas lacrimógeno y pelotas de goma según las fuentes oficiales, aunque los manifestantes aseguran haber sentido disparos de armas de fuego.  Los desórdenes han llegado al barrio de Ipanema, donde se han producido saqueos, causando el pánico entre la gente. También la sede de la policía pacificadora de Pavao, una de las 38 que se han instalado como medida de seguridad para la llegada de los Mundiales, ha sido atacado por desconocidos.

 


Comparte este articulo

Leave a Reply

Your email address will not be published.